fbpx
969 03 18 89 - 661 841 138 (whatsapp)
Calle Clara Campoamor 2D - 16003 – CUENCA

Prostrolane, reducción de papada.

Prostrolane es la última innovación en el tratamiento de la papada o doble mentón, así como aquellas adiposidades localizadas tanto a nivel facial, como en abdomen, flancos, brazos y muslos. Si bien para las zonas corporales ya teníamos alternativas como la mesoterapia o la intralipoterapia, estas no eran bien aceptadas a nivel facial por lo doloroso de los productos que se inyectaban, ademas de por la inflamación local que generan.

Este tratamiento  esta enfocado sobre todo a la grasa facial como el doble mentón o los acúmulos grasos que aparecen en las mejillas a ambos lados de la boca, y que generan un descolgamiento que desdibuja la linea mandibular.

papada

 

¿Como funciona Prostrolane?

1. Prostrolane Inner B genera de forma natural un proceso de lipolisis en el tejido adiposo del paciente, en la zona concreta de tratamiento.

2. Induce la movilización de la grasa y su transformación en energía por el organismo.

3. Prostrolane Inner B además bloquea la lipogénesis (es decir generación de nueva grasa) por lo que previene y evita el efecto rebote en la zona tratada.

Prostrolane Inner B es un inyectable mejorado con una nueva tecnología de péptidos y de liberación prolongada y sostenida para luchar contra la grasa y remodelar la figura y contornos de las zonas tratadas, ya que no solo elimina la grasa e inhibe su regeneración, sino que promueve la producción de colageno que tensan la zona, no produciendo flaccidez.

 

Destacan en su composiciones siguientes activos y sus funciones:

  • Nonapéptido-32: Promueve los ciclos metabólicos de la glicolisis y de la gluconeogénesis.
  • Pentapéptido-43: Disminuye la lipogenesis y promueve la lipolisis.
  • Tripéptido-41: Estimula la lipolisis y promueve la regeneración celular de los tejidos.
  • Octapéptido-11: Activa la regeneración celular. Mejora el aspecto y el tono de la piel.

 

Tras el tratamiento, la grasa se elimina gradualmente a través del hígado y los canales linfáticos, y la zona tratada se compacta y reafirma, consiguiendo resultados sorprendentes en pocas sesiones.

El protocolo de actuación, es 2 a 4 sesiones (habitualmente 3) separadas entre si 15 días, siendo los resultados observables al mes de la 2ª sesión, y siendo estos permanentes, siempre que haya un mantenimiento del peso por parte del paciente (+/- 2 kilos)

     Ponle fin a tu papada o adiposidades localizadas en 3 sesiones, sin que vuelvan a aparecer, en un tratamiento innovador, sin dolor y con máxima efectividad.

papada